Dago a secas

lector, amante de las letras, exDJ, locutor por diversión y showman en las borracheras.